lucero vílchez cocina

Qué delicia una sangría bien heladita!

Una de las recetas que más me piden es sin duda la de la Sangría.

Ésta bebida cuyo origen es discutido por los expertos, ya que algunos afirman que

fueron los ingleses en el siglo XVIII tratando de evadir la prohibición de tomar licor

quienes mezclaban el vino con frutas de temporada para hacerla pasar como una

bebida inofensiva, mientras que otros afirman que fueron los españoles y portugueses

los responsables de crear ésta delicia e incluso defienden la posibilidad de que se exija

denominación de origen a ésta bebida que es consumida alrededor de todo el mundo y

de la cual existen tantas versiones que es casi imposible determinar cuál es la

autentica receta.

Lo cierto es que su nombre alude al rojo sangre y es por eso que la sangría debe

prepararse con un buen vino tinto. Si se prepara con vino blanco deberá llamársele

sangría blanca o claree y puede hacerse incluso con cava o champagne para obtener

variaciones bastante ricas.

 

Hoy quiero compartir con ustedes mi receta de sangría, pero también algunos

consejitos que estoy segura les pueden servir a la hora de preparar una buena sangría

y celebrar:

  •  Sin duda la calidad del vino que usemos es muy importante. No hace falta usar

el mejor reserva ya que lo vamos a mezclar, pero es fundamental un vino de

buena calidad. Mientras mejor el vino, mejor la sangría.

  •  Con frecuencia utilizamos otro licor para reforzar el sabor. Aunque la sangría

es más vino que otro ingrediente, para mi queda deliciosa cuando le agregamos

un poco de brandy o de ron de buena calidad.

  •  Las frutas son importantísimas: usar frutas de temporada y que estén

crujientes y frescas. Preferiblemente melocotones o duraznos (no de lata),

manzana, peras, fresas y naranja.

  •  Es mejor macerar las frutas con 2 horas de anticipación, así les permitimos que

suelten su sabor y conserven su textura.

  •  Si preparas un almíbar medio con agua y azúcar previamente, lo dejas enfriar y

maceras las frutas en él, el resultado es increíblemente delicioso. Incluso

puedes agregarle un toque de canela.

  •  Como mezclador puedes usar soda o agua carbonatada, limonada con gas o

refresco de naranja o toronja con gas. A mi me gusta con soda para no hacerla

muy dulce ni cambiar mucho el sabor del vino.

  •  Por último la temperatura: la sangría sabe muchísimo más rica cuando está

bien fría. Agregar el hielo al momento de servir es el mejor momento para que

los hielos lleguen enteritos y la presentación no llegue aguada a los vasos.

 

Ahora sí…LA RECETA:

Vamos a necesitar:

  • 1 litro de vino tinto
  • 1 copa de brandy o ron
  • 2 melocotones
  • 2 manzanas
  • 2 naranjas
  • 1 limón
  • 1 copa de agua
  • 1 copa de azúcar
  • 1 astilla de canela
  • Hielo

 

Para preparar nuestra sangría:

1. Primero disolvemos el azúcar en el agua caliente para formar un almíbar.

2. Luego en un recipiente grande disponemos el almíbar y vamos mezclando con

el zumo de una naranja y agregando las frutas picadas: fresas, melocotones,

manzanas peladas y el zumo de limón. Reservamos una naranja para el final.

3. Agregamos el vino y mezclamos todo muy bien, agregando una rama de canela.

4. Vamos a revolver y dejar esta mezcla refrigerando por 2 horas para que las

frutas suelten algo de jugo y se mezclen con el vino.

 

Ahora vamos a servir:

1. En una jarra empezamos a poner una buena cantidad de hielo, la mezcla de

frutas, almíbar y vino, el brandy o ron.

2. Revolver y agregar la soda o gaseosa.

3. Decorar la jarra con la cáscara de una naranja.

4. Servir en vasos o en copas amplias con hielo y fruta.

5. ¡Listo!

 

A disfrutar con moderación y en buena compañía.

Como decía Alejandro Dumas: “La comida es la parte material de la alimentación,

pero el vino es la parte espiritual de nuestro alimento.”

También te podría interesar

Un Comentario

  • fontaneros baratos 29 agosto, 2017   Reply →

    Estoy feliz de encontrar blogs donde leer informacion tan necesaria como esta. Gracias por poner este articulo.

    Saludos

Deja un Comentario